PRISIONES

Por - diciembre 18, 2020

Poema prisión
Poema: Prisiones Doradas
Escribirte era mi forma de cantarte con la pluma, pero tarde descubrí que ya no querías ser el motivo de mis sonrisas. Ni yo el de las tuyas.

Y me obligaste a huir.
Y cuando contigo yo quería volar, tú te empeñabas en arrancarme las plumas.

Y tal vez tenías razón,
quizás te atraparon unos labios que nunca fueron ni serán tuyos. Por eso quisiste liberarte y me envolviste en cadenas sin apuntar a la diana. 

Y no, no elegiste bien.
Los hay que no han nacido para encajar en moldes ni vivir en cárceles de oro.

Y no, no quiero cadenas de cristal pero tampoco anhelo prisiones doradas.

¿Quieres compartir algo? No dudes en ponerlo en los comentarios.


QUIERO RECIBIR CONTENIDO EXCLUSIVO


¿Te ha gustado el post? Sigue el blog.


¡¡VISITAR VOCES EN VELA SHOP!!

🌹Lees Voces en Vela🌹

6 comentarios

  1. Segundas partes no fueron, por lo general, buenas.

    Saludos

    ResponderEliminar
  2. Muy interesante el poema. Tiene un buen contenido: ni cadenas de cristal ni prisiones doradas. Lo frágil y lo seguro si incómodo no van de la mano ¡Grande!

    ResponderEliminar
  3. Sin cadenas ni prisiones doradas.Nacimos libres y sin necesidad de encajar para nadie.

    ResponderEliminar

❤YO TAMBIÉN TE LEO❤